Intergeneracional

Cuando nos planteamos ser cohousing intergeneracional comprobamos las dificultades para conectar con personas que no entraran en el concepto senior, pero…ahora, ya hemos podido incluir en nuestro grupo familias jóvenes criando criaturas que compartirán una experiencia vital y  social, diferente. Esperamos poder experimentar convivencias amables, de apoyo para un buen vivir. (Charo)

Las personas jóvenes del proyecto agradecemos a nuestros compañeros de viaje que hace años reconsideraran el proyecto hacia un cohousing intergeneracional. Evidentemente esa decisión nos ha permitido poco a poco irnos subiendo al tren del cambio y, una vez dentro, construir vínculos diferentes, menos encorsetadados, menos rígidos, menos previsibles ( lo esperable era que cada edad se juntara con los de su edad). Este paso nos ha permitido entender a tod@s que la edad es un simple número abstracto, una invención humana en la determinación del paso del tiempo pero para nada un impedimento en la creación de lazos entre iguales y iguales para todas y todos quiere decir personas dadas de la mano con un objetivo claro, compartir, disfrutar, construir, apoyarse y cuidarse. Nuestros hijos saborearán la experiencia vital y la calma de los más mayores así como sus ganas de vivir esa última etapa vital. Compartirán tiempo y escucharan de aquellos que hoy se van acercando a su jubilación, incluso probablemente se intercambien cuidados más adelante. Se relacionarán con adultos más jóvenes con las ganas y la ilusión de esa primera etapa de ser progenitores y evidentemente se rodearan de sus iguales, pequeños seres que habitarán el cohousing junto a sus padres. Esto no es solo un proyecto de vida sino un cambio de futuro y así como nosotr@s los estamos haciendo, nuestr@s pequeñ@s aprenderan a colaborar, a participar, a cuidarse y a cuidar, a escuchar y a disfrutar para que en un futuro cercano sean ellos quien tomen el relevo y puedan dejar ese legado del buen vivir a otros que aún no conocemos. Por los que estuvieron, por los que estamos y por los que vendrán. Salud y alegría. (Diego y Vero)

En esta foto los participantes teníamos entre 4 meses y 74 años, nos queda mucho trabajo y mucha ilusión por delante.

Las inseguridades nos hacen sentir que las cosas no van a salir bien. Y cuando se está pensando en un proyecto de vida, es difícil elegir aquello que nos provoca desconfianza.

No estamos acostumbrados a compartir experiencias con gente que está en momentos vitales diferentes al nuestro. Sin embargo, las personas que conformamos esta cooperativa hemos elegido una convivencia con gente de edades diferentes. No son pocos los miedos que surgen y, a veces, parece que sentimos más seguridad al imaginarnos en un grupo más homogéneo, donde sean “como yo”.

Pues me siento feliz de pensar que voy a poder compartir tantas cosas en compañía de diversas edades. Creo que, gracias a esto, cada cual va a poder aportar algo positivo al grupo en numerosas ocasiones y que esto va a redundar en un aumento de la confianza. Siento que podemos dar a los cuidados el valor que se merecen y participar de una dinámica en la que darles prioridad. Valorar la importancia de que las personas que me rodean se encuentren lo mejor posible y asumir mi parte de responsabilidad en ello. (Adri)

Paciencia, frustración, casi desesperación y….¡por fin, celebración!

Después de 17 largos meses, esperando la autorización de la Confederación Hidrográfica del Tajo, ¡por fin nos ha llegado! Compartimos algunas reflexiones:

“Organizar la vida de un país, una ciudad, un pueblo, un barrio, hasta la comunidad de vecinos requiere algunas normas y la mayoría de las personas civilizadas, intentamos respetarlas, entre ellas me considero aunque a veces no entra en mi cabeza la cantidad de condicionantes de las administraciones públicas en unos asuntos y no en otros… ¡Por fin!  Podemos seguir adelante con el proyecto en cohousing Bustarviejo Menos mal que tenemos un gran grupo, nos hemos apoyado y animado en horas bajas, esperando tantos meses la resolución de la CHT, algunas veces hemos desesperado… Ahora, retomamos con energías renovadas y entusiasmo el proceso de construcción a partir de la buena y por fin noticia del visto bueno a este proyecto. Ánimo y adelante!!!!”—Charo

“¡Momentazo para nuestro proyecto!  Es cierto que todo este tiempo anterior nos ha permitido avanzar en muchos aspectos: consolidar el grupo, trabajar sobre aspectos organizativos, concentrarnos en la incorporación de nuevos cooperativistas…, pero ahora, aunque sigamos con ello, se nos abre la puerta para la materialización de nuestro sueño. ¡Que felicidad! Supermotivada! ¡¡¡¡¡Ahora sí que lo empezamos a tocar con la punta de los dedos!!!!!” —Trini

“Hemos logrado retirar una gran piedra en el camino. Ahora, con ilusión, vemos mucho más cerca que se cumpla nuestro deseo de convivir juntxs.” —Claudia y Emilio

“La burocracia nos ha puesto a prueba y la sensación de impotencia ha sido enorme…pero hemos superado esta etapa con la fuerza, paciencia, energía, esperanza que tenemos como grupo, y nos ha unido cada vez más. Seguramente tendremos más dificultades en este proceso hermoso, pero por ahora, ¡¡toca celebrar!!”—JoAnne

“Alegría contenida esperando este momento de gran celebración. Agradecimiento por lo que supone en el avance de nuestro proyecto. Momento que renueva muchas ilusiones.” —Marga

“POR FIN podemos seguir avanzando en lo más tangible. Muy contenta y agradecida por el proceso,  no tan tangible, vivido con todos, por todo lo que hemos disfrutado, aprendido y crecido. Gracias, amigos.” —Carmen

“Desde la energía, la ilusión, la creencia en un proyecto de convivencia alternativo, desde todo lo que se ha construido y seguiremos construyendo. ¡¡ Por fin !! después del tiempo de espera, veo cada vez más cerca y real nuestro sueño y me siento agradecida con mis compañerxs por lo hecho y por como son. Todo un lujo de grupo. Seguimos avanzando y ahora con muchas más ganas. Los sueños son posibles.”—Carmela

UN AÑO EN LA VIDA DE COHOUSING BUSTARVIEJO

Es necesario a veces mirar lo pequeño y lo cercano para mantener viva una esperanza en un mundo mejor. Con lo horrible que ha sido el 2021 en muchos aspectos (la pandemia y la falta de solidaridad global, el creciente autoritarismo en tantos lugares, la incapacidad mundial de reaccionar ante el cambio climático…), yo elijo mirar atrás a los logros que hemos conseguido como grupo en Cohousing Bustarviejo y la fuerza de nuestra apuesta por un modelo de vida colaborativa.

En 2021 (entre muchas otras cosas buenas):

–se ha incorporado gente más joven al proyecto y nuestro deseo de crear una comunidad intergeneracional es cada vez más real. (¡Aunque siguen disponibles unas pocas plazas!)

–con nuestra comisión de bienestar, hemos trabajado mucho para establecer unas relaciones honestas y respetuosas en el grupo, y hemos empezado a profundizar en la Comunicación No Violenta con Beatriz de AMEE

–hemos dejado atrás la banca tradicional que no entiende en absoluto el concepto de cesión en uso  y ahora las cuentas conjuntas del cohousing y las cuentas personales de lxs socixs están en FIARE BANCA ÉTICA

–hemos firmado un contrato de colaboración con el Mercado Social de Madrid y empezamos a formar parte de una comunidad afín que también trabaja para mejorar las cosas.

–con la colaboración de hijos con mucho talento, hemos hecho un video precioso que capta muy bien nuestro proyecto.

.

2021 ha sido un año difícil y triste, pero también un año lleno de momentos de felicidad, crecimiento y satisfacción en este proceso de crear un cohousing intergeneracional.

.

Video de Presentación de nuestro proyecto

Terminamos el año 2021 con la elaboración de un video de presentación de nuestro proyecto. El realizador ha sido Miguel Aguilar Escribano y ha compuesto la música Pablo Marce Hadden, hijos de dos de nuestras cooperativistas. Tenemos la suerte de contar entre las personas próximas a nuestro cohousing con artistas capaces de preparar esta estupenda presentación. Nuestro agradecimiento a ambos y a los demás que han intervenido en la elaboración de este video.

Pinchar aquí para ver el video de presentación

RE-MIRADA AL TRABAJO REALIZADO

Concluimos otra etapa en nuestro caminar. En este caso tomando como referencia temporal el calendario “escolar”. Y antes de tomarnos unas merecidas vacaciones, nos hemos reunido un vez mas en el pasado fin de semana … Y en esta ocasión en forma presencial.

Aprovechamos cada ocasión que se nos va presentando ( o mas bien, que vamos propiciando) para vernos en directo, para sentirnos, para darnos tiempo de compartir, de reir … en definitiva de disfrutar de nuestra mutua compañía.

En esta ocasión siguiendo una propuesta de la recién estrenada Comisión de Gobernanza, hemos tenido como “hilo conductor” del encuentro el echar una mirada atrás para considerar el camino recorrido.

Cada comisión nos hemos planteado de nuevo cuales son nuestros objetivos, el trabajo realizado, los próximos pasos a dar… Cada cooperativista nos hemos dejado sentir como nos hemos encontrado en el proyecto común y lo hemos expresado a los demás

Y, en uno y otro caso, en lo individual y en lo colectivo nos hemos dado tiempo para apoyarnos en lo conseguido para fortalecer nuestra unión y en aumentar nuestra confianza común para seguir avanzando.

Tenemos la intención de que estas “revisiones”, “re-miradas” las hagamos en cada nueva estación. Tomarnos el pulso de como vamos individual y colectivamente, donde necesitamos rectificar cosas , donde ampliar… En definitiva renovar la mirada para ver mas claro y re-inventarnos .

Queremos un proyecto vivo donde no nos estanquemos en los logros obtenidos, sino estar en un proceso de aprendizaje constante para lograr en definitiva el objetivo final de nuestro proyecto: disfrutar estando juntos.

En el aquí y el ahora

Y seguimos. A pesar de las dificultades derivadas de esta situación de limitaciones, hemos hecho progresos en el desarrollo de nuestro cohousing.

En algunas ocasiones reuniéndonos en Bustarviejo, al aire libre, con  mascarilla.

En paseos por el Retiro u otros parques con las personas interesadas en formar parte del cohousing,  para poder ir conociéndonos.

Incluso hicimos en julio un encuentro de dos días en Miraflores, en el que le dimos un empujón al diseño de las casas.

La mayoría de los encuentros han sido virtuales, al principio con más dificultad por la falta de costumbre de usar este recurso, pero poco a poco nos hemos ido familiarizando con él, y dando gracias por su existencia, que nos ha permitido realizar considerables avances

Han entrado tres personas nuevas en los últimos meses. Solo faltan dos plazas por cubrir y hay varias personas interesadas.

Estamos muy contentos porque en arquitectura están prácticamente definidas tanto las casas como el edificio de la casa común. Faltan ajustes menores.

Ya podemos darle forma en nuestra imaginación y visualizarnos allí.

Tenemos el deseo y la esperanza de poder estar viviendo a finales del 2022.

Precisamente ahora

Nosotros ya lo teníamos claro, pero después de estos meses de parón, y de lo que hemos vivido, esta visión se ha extendido.

Me refiero a:

  • Que es importante tener una casa, nuestra casa, que sea agradable, con luz, en contacto con la naturaleza. Y vivir y morir acompañados.
  • Que tenemos que parar de movernos, de consumir, de ir a lo nuestro, por nuestro bienestar y el del planeta.
  • Que la ayuda mutua se va a hacer vital en la situación venidera. Ya lo es. Nadie sino nosotros, podrá cambiar la realidad.
  • Que el liberalismo económico crea monstruos. me refiero, por ejemplo, al negocio de las residencias. Me refiero a la especulación inmobiliaria.
  • Por ello_

Por ello:

  • Vamos a autogestionarnos, sin intermediarios, mediante una cooperativa en cesión de uso, para construir nuestras casas.
  • Las vamos a hacer sostenibles y reduciendo la huella ecológica al mínimo en la elección de materiales.
  • Las vamos a hacer pequeñas porque tendremos un espacio común amplio con lavanderia, talleres, salas multiuso y cocina para cuando queramos reunirnos a comer y festejar.
  • Vamos a cuidar un jardín y un huerto comunes.
  • Vamos a estar integrados en un pueblo en el que ya nos sentimos acogidos.
  • Vamos a tener una vida más natural, más fácil y más plena.

La fórmula cohousing o viviendas colaborativas ( intergeneracionales o senior), más que experimentada en los paises nórdicos, al fín está cuajando en España.

En busca de alguien que plasme nuestro sueño.

Ya nos habíamos decidido a comprar el terreno aunque fuéramos solamente nueve cooperativistas y habíamos hecho el contrato de arras. En los meses que quedaban hasta el pago total, teníamos dos tareas: darnos a conocer para ir creciendo en número y en diversidad y buscar un equipo de arquitectos que hicieran de puente entre nuestra concepción de la vida en el cohousing  y su materialización.

 Éramos conscientes de lo importante que es un buen diseño arquitectónico que, en este caso, es también urbanístico, pues vamos a construir un pequeño pueblo dentro de un pueblo. La distribución de las casas en el terreno, las conexiones visuales y viales entre ellas, su relación con la casa común y con el pueblo, el manejo de los desniveles y las orientaciones. Por otro lado, la estética, la funcionalidad, el sistema constructivo, la eficiencia energética y la sostenibilidad de los materiales. Las decisiones a tomar son muchísimas y tener un profesional-asesor con el que comunicarse fluidamente, es esencial.

Nos fueron llegando nombres de estudios de arquitectura de una forma casual y las tres personas de la comisión fuimos visitando a distintos arquitectos y arquitectas y  conociendo su trayectoria, sus enfoques y sobre todo, evaluando la sintonía y el mutuo entendimiento. Para nosotras, amantes de la arquitectura, fue muy interesante. 

Cuando ya habíamos contactado con cuatro estudios, en el encuentro nacional sobre cohousing que se celebró en Madrid en Octubre, conocimos personalmente a Nacho Cabal, arquitecto del equipo f5wap. Sabíamos que estaban haciendo el proyecto del cohousing Axuntase en Asturias. No nos habíamos planteado trabajar con alguien fuera de Madrid, pero Nacho nos dio una tarjeta y nos explicó que hoy en día no hay ningún problema con las distancias. Lo demostraron viniendo en el día de Oviedo a Bustarviejo y vuelta. 

En Bustarviejo comimos Teresa, ellos tres y yo, mientras les explicábamos todo, nos hacían preguntas y nos hablaban de su experiencia profesional. Después, fuimos a ver el terreno.  Un mes y medio después nos presentaron su propuesta a todo el grupo en una sala de la biblioteca del Retiro. Era Diciembre y caía agua-nieve como el día en que comimos en Bustarviejo.

Todos los estudios nos hicieron unas propuestas (estudio de volúmenes) basándose en nuestros requerimientos que eran 17 casas de 50 y 70 m2 construidos y unas zonas comunes de 280 m2. Dimos libertad en la forma de agrupar y situar las edificaciones. También que contemplaran la posibilidad de algunas en segunda planta. 

Estudiamos  las 5 soluciones, todas muy distintas y muy interesantes, pero en la decisión pesó, sobre todo, la experiencia y la buena comunicación. 

Así fue como elegimos el equipo de f5wap con los que acabamos de firmar el contrato, comenzando con ello una etapa muy ilusionante.

www.f5wap.com  

Seguimos adelante

En pleno estado de alarma decretado en nuestro país hemos llevado a cabo la compra del terreno para nuestro cohousing en Bustarviejo. Este mes de marzo  terminaba el plazo establecido en el contrato de arras para finalizar la compra así que, a pesar de las circunstancias, el pasado día 18 llevamos a cabo la compra final ante notario. ¡El terreno ya es nuestro!  Unos días antes el Ayuntamiento de Bustarviejo nos había enviado su informe vinculante favorable a las construcciones que pretendemos hacer:  17 viviendas además de un espacio común de unos 250m2.

                  Comienza ahora una nueva etapa en la que la participación de todos y cada uno de los futuros residentes es importante: empezamos a idear de forma concreta lo que pretendemos plasmar sobre el terreno y que será nuestro entorno de vida. ¿Cómo distribuiremos los espacios en el terreno? ¿Qué materiales se utilizarán? ¿Para qué actividades y usos diseñaremos las construcciones y el espacio exterior? …. Infinidad de preguntas para las que crearemos respuestas en grupo y con el asesoramiento técnico de nuestros arquitectos. Y todo ello enmarcado en el entorno del pueblo de Bustarviejo del que queremos ser parte activa y afectiva.

                  Estos últimos meses ha continuado el acercamiento de personas atraídas por nuestro proyecto. Es un proceso que se va cumpliendo sin prisa pero sin pausa. Va creciendo el grupo de personas interesadas con las que mantenemos intercambio de información y reuniones semanales a las que se puede asistir todos los viernes (las últimas se están haciendo por videoconferencia). El objetivo de estos encuentros es el conocimiento mutuo que, tras cierto tiempo, puede dar lugar a la decisión  también mutua de la incorporación del nuevo socio. Se pretende que en ese momento entre el grupo ya constituido y el nuevo socio ya haya un alto grado de entendimiento y empatía.

                  ¡En medio de este tiempo de alarma y confusión nuestro proyecto sigue adelante!

OTRA “VUELTA DE TUERCA” SOBRE EL CONVIVIR

Convivir : vivir con. He aquí uno de los pilares de un proyecto como el nuestro.

Fue uno de los temas que surgió en la tertulia del viernes. ¿ Que carga de profundidad encierra esta sola palabra?.

Creo que es importante que nos demos un tiempo pausado para rescatar el sentido profundo que encierran, o puede encerrar si le damos la oportunidad, palabras clave como es ésta. Sabemos que las palabras solo son símbolos que apuntan a algo. Que nos indican una dirección y que son una llamada a descubrir a que vivencia interna están señalando.

Convivir está claro que siempre lo estamos haciendo . Hasta la vida de un posible ermitaño se da en relación con un medio ambiente, que lo “nutre” y lo “condiciona”. No es posible vivir en soledad completa. La vida no se da ahí.

Y puesto que vivimos “con otros” y ello condiciona nuestro vivir, profundizar en que es lo que queremos compartir en esta unión,en cuales son los aprendizajes a realizar, en lo que estoy dispuesto a abrirme a esas otras realidades o no, en lo que apuesto por crecer con los otros o no… termina siendo vital para nuestra existencia. Nos demos cuenta de ello o no.

No se trata de una búsqueda “mental”, aunque de alguna manera todo empieza por la mente, por la posibilidad de cuestionarnos creencias anteriores o no, pero no se detiene ahí. Desde esa apertura a auto-cuestionarse se abre un mundo de prosibilidades: todo aquello que hasta ahora no nos hemos permitido vivir y que está esperado nuestro “permiso” para hacerlo… Y el convivir desde esta apertura es un campo fértil para ello.